27.09.2018

Esos electrodomésticos que no reciclamos por el “efecto tesoro”

Menéalo
El director general de la Fundación ECOLEC Luis Moreno Jordana

El director general de la Fundación ECOLEC Luis Moreno Jordana

En los casi seis años de trayectoria de ‘El Asombrario’, un artículo escrito por Javier Rico y publicado el pasado agosto, se ha convertido ya en el más visto de nuestra revista: ‘Millones de pequeños electrodomésticos: mañana cambia la ley para su reciclaje’. Así que, tras la sorpresa, el equipo de esta revista decidió, en nuestro empeño por seguir aclarando dudas en torno al mundo del reciclaje, rompiendo tópicos y falsas leyendas, entrevistar al zaragozano Luis Moreno Jordana, director general desde 2014 de la Fundación ECOLEC, líder del sector de la recuperación y reciclaje de aparatos eléctricos y electrónicos (RAEE) en España; sí, esos que tantos lectores nos dieron en verano.

Más o menos, el porcentaje de recuperación de aparatos eléctricos y electrónicos en España anda en la actualidad por el 50%. ¿Podemos estar satisfechos?

Sí, sin duda. Hasta 2015 el objetivo mínimo de recogida era de cuatro kilogramos por habitante y año; ahora los sistemas colectivos de responsabilidad ampliada del productor gestionamos más de seis kilos por habitante y año.

Comparándonos con nuestro entorno europeo, ¿qué tal estamos? Hemos avanzado mucho en los últimos años y, en proporción, no estamos mal en el ámbito de los RAEE.

Y comparándonos con la situación hace 20 años, ¿qué balance haría? Hace 20 años la responsabilidad ampliada del productor no era obligada en el ámbito de los aparatos eléctricos y electrónicos. Por ejemplo, gracias a la labor de ECOLEC en 2017 y a la correcta gestión medioambiental de las más de 100 millones de kilogramos de RAEE hemos evitado la emisión de 140.000 toneladas de CO2, contribuyendo a preservar la capa de ozono. Hace 15 años esto sería impensable y es gracias al compromiso de los fabricantes de aparatos eléctricos y electrónicos con la correcta gestión de sus residuos.

¿Cómo lo ve de aquí a 20 años?

Lo que ahora mostramos como un logro y un gran avance, con una perspectiva de 20 años atrás, en 2040 lo que actualmente hacemos será algo normal. Hemos de tener en cuenta que el antiguo modelo de producción lineal (extraer recursos, producir, consumir y tirar) ya no vale en el momento presente y cada vez se habla más de economía circular (producir con recursos recuperados, consumir y recuperar los productos para volver a producir nuevos productos), modelo que, a través de la responsabilidad ampliada del productor, cada vez se aplica a más productos de nuestra vida cotidiana: desde hace unos años se aplica a aparatos eléctricos y electrónicos, neumáticos, pilas y baterías y, en pocos años, se extenderá al textil y otros productos.

¿Qué pasos habría que dar para aumentar ese porcentaje significativamente a corto plazo, a dos o tres años vista, tal como marcan las directivas de la CE?

Los pasos que desde ECOLEC llevamos dando desde la publicación de la Directiva RAEE 2 en 2012: mayor vinculación con los fabricantes y distribuidores para asegurar la correcta gestión de los residuos que se generan en su actividad comercializadora de aparatos eléctricos y electrónicos; mayor colaboración y transparencia con las administraciones públicas en la labor que realizamos; e intensificación de la eficiencia en la gestión de las campañas de comunicación y concienciación para llegar al consumidor, primer eslabón de la gestión separada de los RAEE.

¿Cuáles son las principales dificultades para el reciclaje del material con el que trabajan ustedes?

La principal dificultad es el valor económico que algunas fracciones de RAEE, principalmente grandes electrodomésticos y equipos de informática, que propicia que no se canalice su gestión a través de los sistemas colectivos de responsabilidad ampliada del productor.

¿Con qué tipo de aparatos o materiales hay más dificultades para crecer en tasas de reciclaje?

Además de los ya citados, que aportan volumen y peso y mejoran las estadísticas, con los pequeños aparatos electrodomésticos hay dificultades para alcanzar los porcentajes de recogida separada que establece la normativa actual: muchas veces la compra de estos productos es por impulso y su sustitución en el momento de la compra no se realiza bien por lo que se conoce como “efecto tesoro” (atribuimos un valor al producto usado y no nos deshacemos de él y lo dejamos guardado en un cajón, en el trastero… para “por si acaso”), bien porque lo depositamos en la bolsa de basura por pereza o desconocimiento.

Están creando la red de #GreenShop. ¿Encuentran apoyo y buena disposición en los comercios para hacerse cargo de los aparatos que ‘jubilamos’?

Hasta la fecha hemos encontrado una acogida muy favorable por parte de las cadenas nacionales de tiendas de electrodomésticos vinculadas con el comercio de cercanía. Nuestro objetivo con #GreenShop es distinguir, de cara a los consumidores y a la sociedad en general, a aquellos puntos de venta que colaboran con ECOLEC en la correcta gestión del RAEE y que están concienciados e implicados en la cultura del desarrollo sostenible y la economía circular.

Sigue habiendo suspicacias y mitología interesada con el reciclaje: que si solo beneficia a los productores porque obtienen materia prima gratis a costa del trabajo de los consumidores, que si resulta complicado reciclar, que si no hay suficientes puntos limpios, que si realmente luego no se recicla como dicen, que si hay mucho cuento, incluso fraudes… ¿Qué les diría a los ciudadanos en general respecto al reciclaje?

En primer lugar, que no se crean esos mitos relacionados con el reciclaje. En segundo lugar, el sector del reciclaje es un sector industrial importante en nuestro país y que resulta difícil de deslocalizar, lo que se traduce en puestos de trabajo nacionales, lo que se conoce como “empleo verde”. A veces los consumidores y ciudadanos nos escudamos en justificaciones para no cumplir con nuestros deberes cívicos, entre ellos, realizar una adecuada separación de los diferentes tipos de residuos que generamos en nuestra actividad diaria, labor que facilita todo el proceso de reciclaje posterior y que garantiza beneficios ya no solo medioambientales y de salud, sino también económicos.

¿Cuál cree que es el problema ambiental más grave que tenemos en la actualidad en España?, ¿y en el planeta?

En el ámbito de la gestión de residuos en nuestro país, los bajos índices de recogida separada de residuos que generamos en el hogar en relación a los objetivos que ha fijado la Unión Europea para los próximos años. A escala planetaria, sin duda, el cambio climático.

¿Y qué podríamos hacer para solucionarlo entre todos?

Para empezar, eliminar posibles suspicacias en relación al reciclaje a través de acciones de comunicación, concienciación e información y, para continuar, seguir impulsando la cooperación entre todos los elementos que integramos el ciclo de vida del producto: fabricante, distribuidor, consumidor, reciclador y administraciones públicas.

 ECOLEC se suma a ‘El Asombrario’ #SúmateAlReciclajeResponsable

Menéalo

Sobre el autor

Rafa Ruiz
Periodista convencido de que las luces al final del túnel solo se ven desde una perspectiva progresista de la realidad, con un compromiso sólido con la cultura, el arte y el medio ambiente, temas a los que ha dedicado la mayor parte del tiempo de su vida profesional -10 años en 'El País' y 15 años en 'El País Semanal'-. Autor de los libros de cuentos infantiles 'Toletis' y 'Ninoninoni', codirector de la galería madrileña Mad is Mad -centrada en artistas emergentes- y uno de los socios fundadores de la Asociación de Periodistas de Información Ambiental (APIA).

¿Quieres leer más artículos de este autor?

Aún no hay comentarios

Deja tu comentario

He leído y acepto la política de privacidad de elasombrario.com
Consiento que se publique mi comentario con los datos que he facilitado (a excepción del email)

¿Qué hacemos con tus datos?
En elasombrario.com te solicitamos tu nombre y email (el email no lo publicamos) para identificarte entre el resto de personas que comentan en el blog

Te pedimos tu nombre y email para poder enviarte nuestro newsletter o boletín de noticias y novedades de manera personalizada.

Solo usamos tu email para enviarte el newsletter y lo hacemos mediante MailChimp.