21.02.2018

Cuarenta años de Atapuerca, una historia de más de un millón de años

Menéalo
Eudald Carbonell, uno de los directores del Proyecto Atapuerca y la periodista Rosa M. Tristán. Foto:

Eudald Carbonell, uno de los directores del Proyecto Atapuerca, y la periodista Rosa M. Tristán.

Se cumplen 40 años de la investigación sistemática y continuada en Atapuerca (Burgos). El arqueólogo y paleontólogo Eudald Carbonell, uno de los directores del Proyecto Atapuerca junto a Arsuaga y Bermúdez de Castro, y la periodista especializada en divulgación científica y ambiental Rosa M. Tristán han alumbrado un libro, ‘Atapuerca. 40 años inmersos en el pasado’ (National Geographic / RBA Libros) que recoge la fascinante historia de más un millón de años –se dice pronto- de nuestros antepasados. Casi, casi toda la historia de la Humanidad.

“Nada en el paisaje”, así comienza este extraordinario libro, “hace presagiar los tesoros que esconde la sierra de Atapuerca, una de las muchas que cruzan la península Ibérica: campos de cultivo, la vega de un río, las mismas especies de árboles que recubren, cada vez menos, el territorio castellano, el mismo clima extremo, continental, que caracteriza una región donde la vida es dura, ruda, ya sea en las frías noches del invierno o en los achicharrantes mediodías del estío. Sin embargo, bajo la tierra, la sierra de Atapuerca acoge una concentración de fósiles humanos excepcional en el mundo”.

Un tesoro. Uno de los más espectaculares yacimientos paleontológicos del mundo respecto a la evolución de nuestro género, “una memoria en piedra que hoy nos permite reconstruir la historia de nuestro género, el género Homo, desde prácticamente el último millón y medio de años”.

Se dice pronto. Millón y medio de años. Me produce la misma sensación de vértigo que cuando leo algo sobre las distancias del Universo en años luz y los trillones de estrellas; la misma sensación de absurdo por lo preocupados que estamos aquí por una frontera, la letra de un himno o una posverdad en bucle haciéndonos cada vez más diminutos.

¿Y cuánto tiempo vosotros para escribirlo, Rosa?

Eudald me llamó hace cuatro años para proponerme escribir un libro juntos y hacer balance de esos 40 años de investigación en Atapuerca . [En 1978, el primer director de Atapuerca, el paleontólogo gallego Emiliano Aguirre, logró tras muchos esfuerzos, pues entonces Atapuerca no figuraba en la agenda de prioridades de ninguna autoridad, algo de financiación y ese verano comenzaron los trabajos en la llamada Trinchera –la brecha que había abierto una pequeña línea de ferrocarril en la sierra y que es la que dejó al aire la riqueza de estratos como si fuera un pastel). En 1979, por falta de fondos, no se pudo excavar; afortunadamente, en verano de 1980 se pudo organizar una nueva campaña]. Él aportaría el rigor científico, yo el saber periodístico para saber contar las cosas y que las entienda todo el mundo, y además no resulten aburridas. Desde el principio me pareció una idea preciosa sobre uno de los proyectos más emblemáticos de la ciencia en España. Luego hemos tenido parones, por los mil compromisos de Eudald entre los que repartir su tiempo, así que puedo decir que dedicados al libro hemos estado dos años.

¿Cuántas veces has visitado Atapuerca?

Pues si cuentas las veces que ya había ido por mi profesión periodística, más las que he ido ahora para la elaboración del libro, pues una veintena.

El complejo de yacimientos es colosal, y de ello se da detallada cuenta en el libro. Reproducimos una parte para que os hagáis idea de todo lo que allí se guarda, se cuece, se saca a la luz, se investiga y sirve para alumbrar sorprendentes descubrimientos: Los yacimientos están divididos en cuatro complejos. El primero que comenzó a investigarse en los inicios del siglo XX fue el de Cueva Mayor-Cueva del Silo, y del que forman parte la Sima de los Huesos, la Sala de los Cíclopes, la Galería de las Estatuas, la Galería del Sílex y El Portalón. En el Complejo 2 se encuentran los yacimientos de la Sima del Elefante, la Gran Dolina, Galería-Covacha de los Zarpazos y El Penal. El Complejo 3 es donde está El Abrigo de El Mirador, descubierto en los años setenta. En el Complejo 4 se han agrupado el resto de yacimientos localizados al aire libre y en los alrededores, por tanto fuera de las cuevas: Hundidero, Hotel California, Fuente Mudarra y Valle de las Orquídeas. A estos cuatro grupos hay que añadir, pero fuera de ellos, La Cueva Fantasma, que no se incorporó hasta 2016 como pieza importante del Proyecto Atapuerca. “Si hacemos la suma, el programa comprende diez yacimientos en activo, pero representan apenas un 5% de los 200 descubiertos en la sierra de Atapuerca a lo largo de las últimas décadas. Evidentemente es imposible abordar todos ellos al mismo tiempo: solo en menos de una decena llevamos cuatro décadas trabajando y hemos encontrado que representan la totalidad de la historia de la Humanidad”.

La historia de la Humanidad… El libro repasa, a lo largo de 80 páginas, de forma didáctica y amena cada uno de estos yacimientos, pero, Rosa, de todo lo encontrado ahí y que ha alumbrado nuestra más remota historia, ¿con qué te quedas?

Mira, si algo caracteriza a Atapuerca es que está llena de hitos. Ten en cuenta que en Atapuerca, en la Sima de los Huesos, se han encontrado los restos de 23 individuos pre-neandertales en lo que se sospecha que pudo ser el primer enterramiento humano realizado conscientemente. Y que ahí hemos podido indagar sobre el origen del lenguaje humano, a partir de nos huesecillos del oído datados en hace medio millón de años.

Hay un capítulo en este libro que precisamente destaca los cuatro hitos más importantes, por los que estos yacimientos se consideran hoy en día claves para entender la evolución del nuestro género: el canibalismo, los ritos funerarios, los orígenes del lenguaje y el origen de la filogenia de los euroasiáticos a través de los genes.

Lo grande además de Atapuerca es que en sus yacimientos podemos encontrar restos de cinco especies que configuran nuestra historia: El primer europeo, el Homo sp (probablemente un Homo erectus), un homínido con 1,2 millones de años, hallado en la Sima del Elefante. El Homo antecessor, una nueva especie, que tiene unos 900.000 años, hallado en la Cueva de la Gran Dolina. Otro de los grandes tesoros de Atapuerca son esos 28 individuos encontrados en la Sima de los Huesos, catalogados como Homo heidelbergensis pero que pueden ser considerados también una nueva especie, y que tienen en torno a 430.000 años, o sea, dentro del Pleistoceno Medio. “La colección de fósiles de homínidos de la Sima de los Huesos –más de 6.000 restos óseos- es la más importante y significativa que existe en el mundo para poder reconstruir el funcionamiento de una comunidad biológica humana”. Los neandertales, que hasta ahora no se habían encontrado en Atapuerca, pero ahora parece que sí, que a esta especie pertenecen restos hallados últimamente en Cueva Fantasma y en la Galería de las Estatuas. Esta especie habitó el continente desde hace 250.000 años hasta hace unos 28.000; se cree que los últimos vivieron en Gibraltar, hasta que desaparecieron definitivamente de la faz de la Tierra. Y finalmente, nuestra especie, el Homo sapiens, surgida en África. “Es la historia de gran parte de la vida de la Humanidad concentrada en unas hectáreas de terreno”.

Y lo que queda por ilustrarnos… Tras mirar un millón de años para atrás, durante la presentación de este libro de National Geographic Eudald Carbonell explicó que ahora son tres centenares de personas trabajando en verano en ocho yacimientos. “Hemos hecho un peritaje superficial, queda casi todo por hacer, podemos conocer un 1% de todo lo que guarda Atapuerca”. Y habló “desde la pasión de la gente que amamos tanto a la Humanidad, pero no solo la Humanidad del pasado, sino del presente y del futuro”. “Si queremos ser amos de nuestro futuro, hemos de redistribuir la energía y la tecnología de forma más justa entre todos. Debemos pensar hacia dónde queremos ir”. “Me interesa más el futuro que el pasado. Y si no nos replanteamos nuestra manera de estar en el planeta, nuestra especie entrará en situación de colapso. Yo tengo noticias malas a corto plazo, aunque probablemente tomemos conciencia de especie de forma acelerada y reaccionemos. De hecho, Carbonell acaba de publicar Elogio del futuro (Arpa editores), un apasionado y esperanzador manifiesto a favor de un futuro sostenible.

Y precisamente el último capítulo del libro de Atapuerca está dedicado al futuro del Homo sapiens: “Cuando pasas la vida desenterrando el pasado e intentando conocer cómo han vivido las distintas especies de nuestro género que nos han precedido, es inevitable que surja la pregunta que está en la semilla de este interés: ¿Y qué pasa con nosotros, los humanos que ahora vivimos en el siglo XXI? E inmediatamente la siguiente cuestión: ¿De qué nos sirve revivir el pasado si no somos capaces de gobernar racionalmente nuestro presente y plantear qué es lo que queremos en el futuro?”. “El equipo del programa ha aportado una gran cantidad de datos al conocimientos de la historia humana, ya sea encontrar una nueva especie, descubrir que el canibalismo se remonta a tiempos arcaicos, revelar un ritual funerario y una acumulación de cadáveres con centenares de miles de años, reconocernos en una evolución que va desde hace 1,2 millones de años hasta la actualidad… Pero con todo ello en la maleta, ¿ahora qué?”.

Menéalo

Sobre el autor

Rafa Ruiz
Periodista convencido de que las luces al final del túnel solo se ven desde una perspectiva progresista de la realidad, con un compromiso sólido con la cultura, el arte y el medio ambiente, temas a los que ha dedicado la mayor parte del tiempo de su vida profesional -10 años en 'El País' y 15 años en 'El País Semanal'-. Autor de los libros de cuentos infantiles 'Toletis' y 'Ninoninoni', codirector de la galería madrileña Mad is Mad -centrada en artistas emergentes- y uno de los socios fundadores de la Asociación de Periodistas de Información Ambiental (APIA).

¿Quieres leer más artículos de este autor?

2 comentarios

  • El 25.02.2018 , Valerie Wright ha comentado:

    Please send me a copy in English. Have visited site. Very interested. Thank you.

  • El 25.02.2018 , Valerie Wright ha comentado:

    Please send me a copy in English. Very interested. Have visited sites. Thank you.

Deja tu comentario

He leído y acepto la política de privacidad de elasombrario.com
Consiento que se publique mi comentario con los datos que he facilitado (a excepción del email)

¿Qué hacemos con tus datos?
En elasombrario.com te solicitamos tu nombre y email (el email no lo publicamos) para identificarte entre el resto de personas que comentan en el blog

Te pedimos tu nombre y email para poder enviarte nuestro newsletter o boletín de noticias y novedades de manera personalizada.

Solo usamos tu email para enviarte el newsletter y lo hacemos mediante MailChimp.