19.02.2019

En España llueve distinto que antes, ¿qué está pasando?

Menéalo
El paseo de San Lorenzo bajo la lluvia. Foto: David Álvarez López.

El paseo de San Lorenzo bajo la lluvia. Foto: David Álvarez López.

En ‘El Asombrario Recicla’ nos preocupa la vida a ras de tierra y a ras de agua, lo que tenemos debajo y lo que nos pasa encima. Por eso prestamos especial atención al clima y al cambio climático. Este curso estamos experimentando un raro comportamiento de las lluvias en España. ¿Qué está pasando? ¿Tiene algo que ver con el cambio climático? ¿Dónde están las lluvias? Hemos hablado con los expertos.

Las borrascas atlánticas han dejado de pasar por la Península Ibérica y las lluvias en la cuenca atlántica escasean. Por el contrario, en la costa del Mediterráneo las lluvias son abundantes y estamos viviendo un cambio en las precipitaciones desde el comienzo del año hidrológico, el pasado 1 de octubre. La España húmeda y seca, del norte y el sur peninsular, que estudiamos en los libros de pequeños, ha cambiado en el pasado otoño y lo que llevamos de invierno: ahora la España seca está en el Oeste peninsular, y la húmeda en el Este. ¿A qué se debe?

A una gota fría con lluvias torrenciales en la cuenca Mediterránea que hace una década que no sucedía, y a un anticiclón de bloqueo que ha dejado la vertiente Atlántica sin lluvias durante un mes y medio, provocando una sequía meteorológica.

España tiene un déficit de precipitaciones en lo que va de año hidrológico, es decir, los últimos tres meses y medio. Desde el 1 de octubre al 22 de enero lo normal es que lluevan 283 litros por metro cuadrado, pero este año se han recogido 252, un 11% menos que la media, según los datos de la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET).

“Hay una clara diferencia entre la cuenca Mediterránea y la vertiente Atlántica y Cantábrica”, explica Rubén del Campo, portavoz de la AEMET. Mientras en las comunidades mediterráneas, como Cataluña, Aragón, Baleares y Comunidad Valenciana ha llovido más de lo normal, con una importante gota fría en octubre y noviembre, en la vertiente Atlántica y Cantábrica, las lluvias no llegan a alcanzar el 75 % de su valor normal.

Esta escasez de precipitaciones se registra en una franja que va de Cantabria hasta el oeste del País Vasco, áreas del noroeste de Castilla y León y norte de Burgos, en el Pirineo navarro y oscense, a lo largo del sistema Central, en el oeste de Cáceres y sur de Badajoz, en zonas del norte y oeste de Andalucía y en gran parte de las islas Canarias, a excepción de Fuerteventura.

El mapa de la península ha cambiado y ahora los valores más secos están en el Este, cuando antes Cantabria, País Vasco y norte de Castilla y León registraban valores con altas precipitaciones. ¿Dónde están esas lluvias del Cantábrico y el Atlántico?

Inicio de año: lluvias, la cuarta parte de lo normal

Diciembre fue un mes muy seco, con lluvias que supusieron la tercera parte de lo habitual; y en la primera mitad de enero, por ejemplo, había llovido la cuarta parte de lo normal, explica Del Campo. Hemos vivido una sequía meteorológica, aunque España no sufre en la actualidad sequía porque la primavera de 2018 fue la más lluviosa desde que hay registros en 1965. El año pasado fue el segundo año del siglo XXI con más lluvias.

Durante un mes y medio apenas se han registrado precipitaciones debido a que un anticiclón de bloqueo se ha quedado estable impidiendo llegar a las borrascas. No es raro que en invierno aparezcan estos anticiclones, explica Del Campo, porque el aire frío es más denso y actúan como una barrera. De hecho, 2015 fue el primer año en el que se activaron los protocolos anticontaminación con restricciones del tráfico en grandes ciudades, debido a una situación similar de escasez de precipitaciones en invierno.

El meteorólogo Martín Barreiro señala que el anticiclón sigue activo impidiendo la entrada de borrascas por el Este, por lo que, a finales de enero/comienzos de febrero, las borrascas entraron en la Península por el Norte, dejando lluvias torrenciales. La configuración ha cambiado un poco, porque lo normal es que el anticiclón estuviera un poco más bajo y hubiera entrada de borrascas atlánticas. “En el oeste peninsular siguen sin entrar las borrascas atlánticas”, añade.

Por el contrario, la cantidad de lluvia recogida se duplica en Castellón, en la mitad este de Teruel, en el litoral oriental de Almería, en puntos del norte de Granada y de la costa de Tarragona y de Valencia, respecto a los valores normales del periodo de referencia 1981-2010.

Así, los meses de octubre y noviembre fueron especialmente lluviosos en el este peninsular, con un superávit de más del doble de lo normal en Castellón y el este de Teruel. En Vinaroz, el 19 de octubre se registró el récord de la mayor cantidad de lluvia caída en una hora en España: 159,2 litros por metro cuadrado, una auténtica tromba de agua. El anterior récord eran los 129,9 litros caídos en una hora el 31 de marzo de 2002 en Santa Cruz de Tenerife.

Una década sin gota fría

Estas fuertes lluvias en la Cuenca Mediterránea en otoño no se registraban desde hace 10 años, cuando en 2008 se produjo la última gota fría, señala el portavoz de la AEMET. Hay un cambio respecto a la última década, que no se había registrado ningún episodio de gota fría, y este otoño ha vuelto.

Del Campo indica que en España, por el clima mediterráneo, las lluvias son muy irregulares y no hay una tendencia clara, al contrario que con las temperaturas, con las que sí se aprecia un ascenso.

Barreiro explica que la temperatura del agua del mar en el Mediterráneo es más alta, fenómeno asociado al cambio climático, y eso provoca un aumento de las precipitaciones y que haya lluvias torrenciales y gota fría. La gota fría no es un elemento nuevo en la cuenta Mediterránea, añade, pero ahora los eventos con mayores.

Los patrones de distribución de lluvias están cambiando, indica Barreiro, y donde antes siempre llovía, ahora ya no lo hace igual, o cuando llueve es de forma torrencial. “Cualquier zona de la Península es vulnerable y puede registrar lluvias torrenciales y épocas de escasez”, apunta el meteorólogo, por lo que hay que tomar conciencia de la importancia de cuidar el agua que consumimos y no derrochar. Como gallego, Barreiro llama la atención de que en zonas donde siempre ha habido abundancia de lluvias, como en su tierra, también hay que hacer un consumo responsable del agua porque se puede pasar de lluvias torrenciales a épocas de escasez, y estos patrones pueden cambiar en cuestión de poco, pero los hábitos de consumo tardan más en modificarse.

De la misma forma, Barreiro recuerda la importancia de otro hábitos que todos podemos aplicar en casa, como separar los residuos en la cocina para reciclar y que los ciudadanos tomemos conciencia de la importancia de este gesto, ya que se reduce el consumo de materias primas, agua incluida.

Menéalo

Sobre el autor

6 comentarios

  • El 19.02.2019 , EMC ha comentado:

    Demasiado tráfico aéreo

  • El 19.02.2019 , Juanita ha comentado:

    Mientras nos sigan rociando con estelas químicas no lloverá , a ver si de una vez la gente se entera de esto, se llama geoingeniería y afecta al clima y a la salud de las personas.

  • El 19.02.2019 , manu ha comentado:

    Aliens

  • El 19.02.2019 , Toni ha comentado:

    Estoy de acuerdo el cambio climatico nos lo imponen nos fulmigan , con esas estelas anchas , para cambiar el clima y algo mas como enfermedades cancerigenas , y los Gobiernos mirando al suelo porque lo del cielo no les interesa , pero mientras tanto la gente con mas cancer y cuando les interesa nos secan el pais , y cuando quieren, nos llenan de agua , señores mandatarios tengan valor , y prohiban esas ESTELAS

  • El 19.02.2019 , Juca ha comentado:

    La causa de esta escasez de lluvias y la responsabilidad de la misma la tiene el gabinete de gobierno y nuestro presidente de turno que permiteq aviones de nacionalidad gringa siembren los cielos de estelas químicas o chemstrails q apartan las nubes y no las dejan precipitar, a parte de envenenar nos con metales pesados y nano genes
    No entiendo como no se inspeccionan estos aviones antes del despegue y se le hace la vista gorda.
    Ningún partido político debería ser votado si no promete en su programa la eliminación de estos vuelos que nos están matando silenciosamente.

  • El 20.02.2019 , Naz ha comentado:

    Cambio climático debido a la manipulación del clima mediante aviones que fumigan con químicos!
    No es nada nuevo y se puede ver si te fijas atentente en el cielo. Pasan los aviones, y van desapareciendo las nubes como por arte de magia. También lo he visitado en otros países Europeos.
    Lógicamente esta manipulación trae consecuencias nefastas !!

Deja tu comentario

He leído y acepto la política de privacidad de elasombrario.com
Consiento que se publique mi comentario con los datos que he facilitado (a excepción del email)

¿Qué hacemos con tus datos?
En elasombrario.com te solicitamos tu nombre y email (el email no lo publicamos) para identificarte entre el resto de personas que comentan en el blog

Te pedimos tu nombre y email para poder enviarte nuestro newsletter o boletín de noticias y novedades de manera personalizada.

Solo usamos tu email para enviarte el newsletter y lo hacemos mediante MailChimp.